COMUNICADO | Exhorta pleno de la Cámara de Diputados a SEDESOL y a Gobierno de Guerrero informar medidas extraordinarias adoptadas para prevenir crisis alimentaria en La Montaña

  • Diputados y Diputadas urgen a la Sedesol y al Gobierno del Estado de Guerrero a retomar el diálogo con el Consejo de Comunidades Damnificadas a efecto de que brinden una respuesta puntual a sus propuestas de abasto de granos
  • Congreso reitera que no se han creado programas específicos y extraordinarios para atender los efectos de los desastres naturales
  • La constatación del criminal acaparamiento de víveres y ayuda humanitaria en Chilpancingo, confirma que no todos los apoyos han sido debidamente canalizados hacia quienes más lo necesitan

 

Ciudad de México, 13 de febrero de 2014. El Pleno de la Cámara de Diputados votó por mayoría, el pasado martes 11 de febrero,  la adopción de un Punto de Acuerdo en el que se exhorta  a “la Secretaría de Desarrollo Social y al gobierno de Guerrero, a que haga públicas las medidas extraordinarias que ha adoptado y adoptará para prevenir una crisis alimentaria en la Montaña de Guerrero como consecuencia de los daños causados por la tormenta Manuel y el Huracán Ingrid”; de igual forma, exhortaron “a la Secretaría  de Desarrollo Social y al estado de Guerrero, a que retome el diálogo con el Consejo de Comunidades Damnificadas de la Montaña de Guerrero, a efecto de que a la brevedad brinden una respuesta puntual a sus propuestas”.

El Punto de Acuerdo, promovido por diputados y diputadas del Partido de la Revolución Democrática, hace un reconocimiento explícito al Consejo de Comunidades como “un esfuerzo organizativo de comunidades que a partir de sus propias formas de organización tradicionales cuentan con amplia legitimidad”, señalando además que está “constituido por autoridades comunitarias -Comisarios- que dada la identidad indígena de la región Montaña, son los representantes directos de sus pueblos y portavoz para con las autoridades municipales y cuentan con la representatividad legal y real de las comunidades, lo que no puede decirse de autoridades electas como las municipales, que en la región tienen un grave déficit de representatividad”.

De igual forma, se enfatiza la especial preocupación de las y los legisladores por el desabasto de granos básicos, consecuencia de los daños en cosechas de los pueblos de la Montaña. El Punto de Acuerdo, hace mención que el Consejo de Comunidades Damnificadas de la Montaña ha presentado a SEDESOL en noviembre de 2013, una propuesta de abasto extraordinario y gratuito de maíz a ejecutarse directamente en las comunidades damnificadas, a fin de asegurar la disponibilidad y la accesibilidad del grano como insumo agrícola y como base del sustento ancestral de las comunidades, con la finalidad de garantizar el derecho a la alimentación que tutelan los artículos 4º y 27 de la Constitución Política mexicana.

El Punto de Acuerdo, adoptado el día de ayer, reitera que en las “pocas entregas de grano que se han materializado hasta el momento se han realizado por medio de los Presidentes Municipales, lo que ha generado denuncias de malversación”. También añade que “la llamada “Campaña contra el Hambre” no es un programa que se haya creado específicamente para atender el desastre natural y ha despertado crisis en la Montaña debido a que su alcance es insuficiente y su instrumentación descansa en una injustificable presencia castrense en las comunidades en el estado de Guerrero”.

En este contexto, la constatación el día de ayer del criminal acaparamiento de víveres y ayuda humanitaria en Chilpancingo, confirma que no todos los apoyos han sido debidamente canalizados hacia quienes más lo necesitan, como reiteradamente lo ha señalado el Consejo de Comunidades Damnificadas, y en esa medida evidencia la necesidad de que los gobiernos estatal y federal trabajan directamente con las comunidades como lo propone el mismo Consejo.

Así, el pleno de la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, ha remitido el exhorto a la Secretaria de Desarrollo Social y al Gobierno del Estado de Guerrero; quienes el próximo lunes 17 de febrero estarán reuniéndose con el Consejo de Comunidades Damnificadas, que se encuentran a la espera de una respuesta oficial a su propuesta de abastecimiento extraordinaria de granos a las comunidades afectadas por el paso de las tormentas Ingrid y Manuel.

Entre tanto, continúa la solidaridad nacional e internacional con la campaña #QueLluevaMaíz en la Montaña, con la finalidad de lograr que el lunes 17 de febrero las autoridades respondan la propuesta que ha lanzado el Consejo de Comunidades Damnificadas de la Montaña de Guerrero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.