Una gota de esperanza. Pendientes y desafíos en el caso Ayotzinapa: Esmeralda Arosemena, presidenta de la CIDH

Esmeralda Arosemena de Troitiño 

La Comisionada Esmeralda Arosemena de Troitiño fue elegida el 16 de junio de 2015 por la Asamblea General de la OEA, para un período de cuatro años que inició el 1 de enero de 2016 y finaliza el 31 de diciembre de 2019 como Presidenta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Actualmente es la coordinadora del Mecanismo de Seguimiento del Caso Ayotzinapa.

 

Dejamos la intervención completa de Esmeralda Arosemena, Presidenta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), en el marco de la entrega de resultados del Mecanismo de Seguimiento para el Caso Ayotzinapa y presenta nueva etapa de monitoreo sobre la investigación con mecanismo reforzado que se llevó acabo el 11 de marzo de 2019 en la Ciudad de México:

Muy buenas tardes a todos y todas:

Quiero hacer de mis palabras eco las palabras del Subsecretario, Alejandro Encinas, para expresar el saludo a todas las autoridades presentes, a los organismos internacionales, a los medios de comunicación y a los padres, madres, hermanos, familiares de nuestros 43 muchachos.

Yo quiero, en esta oportunidad, en nombre de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), dar nuestro profundo agradecimiento a la Comisión Presidencial que fuera designada para obtener verdad y justicia en el caso Ayotzinapa, sobre los 43 estudiantes desaparecidos, particularmente a cada una de las personas que integran esta Comisión. Al señor presidente de esta Comisión, Subsecretario Alejandro Encinas, a la Subsecretaría de la Cancillería, doctora Martha Delgado, al Subsecretario de Hacienda, Arturo Herrera, que tiene un punto importante que es el manejo de los fondos, pero quiero hacer un agradecimiento muy especial a las madres, a los padres, a los familiares, a los hermanos, hijos, hijas, compañeras de cada una de las víctimas de ese doloroso y grave suceso. Una noche de terror, una noche, como dice el informe sobre situación de atención social, sólo quería que amaneciera.

A las organizaciones de la sociedad civil que han acompañado esta lucha para obtener verdad y justicia, un reconocimiento especial, a todas las organizaciones.

Hoy estoy doblemente complacida por venir al gran México en mi condición de Presidenta de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, pero sobre todo como Relatora de México en un día tan especial para México, el cumplimiento de los 100 días del nuevo gobierno con un mandato, una gran oportunidad. Hoy abrimos de manera formal una nueva etapa en la asistencia técnica internacional para el caso Ayotzinapa. Este es un importante asunto en materia de derechos humanos, que como Relatora de país he venido dándole seguimiento muy puntual y muy de cerca desde hace dos años.

En esta ocasión nuestra presencia tiene dos objetivos, ambos importantes: el primero, entregar el informe final de esa etapa anterior del Mecanismo de Seguimiento de tan doloroso asunto, entregarlo a la Comisión Presidencial para que se tome como un punto de partida para la tarea que se empieza, ese es el primero, presentar el informe. El segundo, es presentar el nuevo plan de trabajo de la Comisión para este año 2019 con el que estamos esperando y estamos seguros de alcanzar las anheladas respuestas de verdad y justicia. Como es del conocimiento de muchos de ustedes, hemos desarrollado una tarea de acompañamiento para el cumplimiento de la recomendaciones que emitiéramos para este caso desde el marco de la medida cautelar que ya se señalaba, la número 409 / 2014, una respuesta que hubiésemos querido alcanzar ese mismo año, pero que aún hoy, después de 4 años, 11 meses y once días nuestros muchachos siguen desaparecidos. Igualmente en este acompañamiento hemos dado el seguimiento a las recomendaciones que en su momento el Grupo Interdisciplinario de Expertos Independientes (GIEI-México), ahora le tenemos que poner ese apellido porque tenemos GIEI en Nicaragua, y que la Comisión Interamericana en su momento estableciera precisamente como una herramienta para lograr avanzar en las investigaciones. Durante dos años a través de todas nuestras visitas, visitas oficiales, visitas del equipo técnico de especialistas de la Comisión, reuniones con las partes, revisión de los expedientes en las investigaciones, las amplias solicitudes de información que hacíamos al Estado, celebración de audiencias públicas y reuniones de trabajo, hemos estado realizando esta labor de seguimiento al cumplimiento de las recomendaciones como ya indicara previamente, haciendo, además, recomendaciones para diligencias y acciones específicas,  como por ejemplo la ampliación de investigación a las corporaciones policiales municipales diferentes a la de Iguala, Cocula, Huitzuco, así como los mecanismos de coordinación con los tres niveles de gobierno, entre otros aspectos.

En junio pasado emitimos un informe de balance identificando aspectos fundamentales para alcanzar los objetivos propuestos y en noviembre publicamos el informe final que contiene los detalles de los temas relevantes y las líneas específicas que permiten o permitirán dar una atención prioritaria a cuatro componentes que en el caso hemos señalado: la búsqueda de los estudiantes, la investigación efectiva, la atención a todas las víctimas y la necesidad de establecer las medidas estructurales que garanticen la no repetición de esos hechos.  En este informe se destacan avances y desafíos, pero sobre todo se presentan los grandes pendientes en los componentes que ya hemos mencionado, particularmente en materia de la investigación con diligencias clave para avanzar con éxito.

Hoy marzo 2019 siguen los pendientes y están abiertas una gama de líneas de investigación que deberán profundizarse para obtener mejores resultados en las investigaciones, y que estén, estas apegadas a la verdad de los hechos. Es importante continuar con el análisis en los temas particularmente de telefonía y balística porque implican la gran objetividad para la develación de los hechos, cómo ocurrieron, quiénes intervinieron, además que se procese penalmente contra elementos de diferentes cuerpos policiales y autoridades estatales correspondientes sobre quienes hay evidencias suficiente para ello, ya sea por acción u omisión. De igual forma se debe investigar con mayor profundidad a los agentes castrenses que estuvieron involucrados en la trágica y violenta noche de Iguala. Así mismo es importante y necesario aclarar las posibles irregularidades en las investigaciones de las que existen evidencias y profundizar la información obtenida por parte de estas asistencias jurídicas internacionales que dieron muchas luces. Es esencial centrar los esfuerzos en ejecutar ordenes de aprehensión de personajes clave que participaron en la fatídica noche del 26 de septiembre de 2014. Hoy seguimos comprometidos con la construcción de la verdad en este caso. El rompecabezas que es la imagen que se refleja en la caratula de este informe, ya está sobre la mesa de toda la investigación, por lo que hoy las autoridades mexicanas deberán encontrar las piezas claves dentro de cada línea de esta investigación para dar con la verdad de lo que ocurrió la noche fatídica de Iguala.

Persisten desafíos que el Estado mexicano puede y debe alcanzar por medio del compromiso firme y real, y que ya ha sido manifestado con la instalación de la Comisión Presidencial, es una prueba evidente de ello. Así mismo existen herramientas que aprovechar y ponerlas en práctica como por ejemplo la creación de una política criminal de beneficios, el Subsecretario Encinas ya lo decía, beneficios e incentivos para las personas que se encuentran privadas de libertad y que quieran cooperar con la información, información determinante, veraz y oportuna. El presidente de la república ya también lo señaló y hoy lo reafirma, lo reafirma en su discurso de sus 100 días de gestión.

Aquí está la Comisión para coadyubar con esa efectividad en las respuestas. Permítanme hacer un especial énfasis para lo que la Comisión significa por su trascendencia, la Comisión tiene claro que es importante que se deje atrás la llamada verdad histórica que ya el Tribunal Colegiado de Tamaulipas, el GIEI-México y la Oficina de la Alta Comisionado de los Derechos Humanos ya han cuestionado. Tiene que darse una nueva narrativa como un punto de partida, la mal llamada verdad histórica está descartada. Respecto a la atención a las víctimas, es importante que se siga atendiendo a todas las víctimas y a sus familiares, sobre todo con las acciones que han sido implementadas, especialmente en los cuidados a la salud de Aldo, a quien le mando un fuerte abrazo y a Edgar igualmente, y a los demás estudiantes que fueron heridos, así como a los familiares de los estudiantes que fueron asesinados en esa violenta noche. Hoy el plan de atención integral ya está listo y se puede proceder con su implementación de inmediato. Para esta nueva etapa reconocemos el fuerte impulso que el gobierno está dando al caso Ayotzinapa, abriendo una oportunidad única para romper con la impunidad dándole a las familias de las víctimas  el derecho a la verdad y a la justicia.

Es por esta razón que la Comisión Interamericana, en un nuevo escenario que se inicia este año 2019 decide continuar con un monitoreo reforzado de la búsqueda de los estudiantes, la investigación, la atención integral de las víctimas y familiares y a través de nuestro Mecanismo de Seguimiento con un esquema de diálogo transparente, constructivo, fructífero, teniendo siempre como principal objetivo dar con el paradero de los estudiantes desaparecidos. La Comisión brindará asistencia internacional para dar seguimiento al cumplimiento de las medidas cautelares que fueron emitidas, así como las recomendaciones planteadas por el GIEI-México y las recomendaciones que se dieron con el Mecanismo de Seguimiento. En mi calidad de coordinadora del Mecanismo, como relatora de país continuaré realizando las visitas oficiales para verificar el curso de todas las actividades y las diligencias, para ello seguiremos monitoreando y cooperando los diferentes aspectos de la investigación, la búsqueda de los estudiantes, brindaremos la asesoría técnica que sea necesaria en la búsqueda de personas desaparecidas así como en todas la líneas de investigación criminal en el marco de medidas estructurales que se puedan dar. También cuentan con nuestro apoyo para el fortalecimiento institucional para la creación de capacidades en materia de derechos humanos, inclusive líneas y proyectos para atender la desaparición forzada en México en materia de búsqueda, investigación, atención a víctimas, reparación y medidas de no repetición. La Comisión establece, ya está en terreno el grupo de acompañamiento técnico que lo integra, un equipo de especialistas de nuestra institución, aquí en México y que trabajarán de manera directa con la Comisión Presidencial y todas las otras instancias del Estado mexicano para la investigación criminal y la atención a las víctimas en coordinación con nuestro Mecanismo de Seguimiento. El equipo permanente de la Comisión monitoreará los avances de la investigación, dará seguimiento a la investigación penal, efectuará visitas de verificación y documentación, revisará los expedientes, acompañará la implementación de medidas de atención a los familiares, asistirá a las reuniones de la Comisión Presidencial, entre otras actividades que se consideren necesarias para  cumplir con los objetivos propuestos. Así mismo y para esta labor la Comisión se apoyará en el trabajo de los expertos, incluyendo ex miembros del GIEI. Agradecemos al Estado mexicano los recursos que han sido y serán necesarios para el funcionamiento de este Mecanismo apegados a las exigencias de los principios de rendición de cuentas y transparencia. Antes de concluir reitero que la Comisión seguirá presente con ustedes y esperamos que nuestro informe sirva de base, de referencia para las investigaciones que están pendientes, esperando que de los frutos deseados. Voy a concluir con un directo mensaje a las madres, padres, hermanos, hermanas, hijos, compañeras, con una palabra, gracias, gracias por la lucha, por la fortaleza, por el aliento que han dado, impulsando también al Estado para cumplir con sus compromisos de justicia y verdad.

Muchas gracias